Vida saludable

Hacer helados de hielo en casa

Todo el mundo conoce los tradicionales polos de helado, desde Primacol Plus te enseñamos cómo hacerlos en nuestra casa sin necesidad de gastar demasiado dinero y haciéndolo con productos completamente naturales. Para ello sólo necesitaremos los ingredientes, unos moldes para helados, los palitos de madera o plástico y un congelador, nada más.

Una forma de hacerlos bastante sencilla y en caso de que utilicemos frutas o zumo podemos echar azúcar en caso de frutas muy ácidas como la naranja o la fresa por ejemplo, o rebajar su acidez con un poco de nata, lo que les aportará más cremosidad y un sabor muy equilibrado y delicioso.

¿Cómo preparar un helado de hielo con yogur?

Si elegimos hacer un helado de yogur tan sólo tendremos que remover bien el producto, verterlo en el molde, ponerle el palito en medio y meterlos en el congelador durante 4 o 5 horas. Si los queremos con un punto especial, podemos añadirles trozos de fruta o incluso frutos secos, lo que les dará un toque suave o crunchy, según queramos.

Helados de hielo de limón

¿Y si quiero mi helado de hielo con frutas?

Para los polos de zumo de frutas, lo más recomendable es el uso de fruta de temporada. Para ello, debemos poner medio litro de agua mineral en un cazo y añadirle cuatro o cinco cucharadas de azúcar, aunque también podemos ponerle stevia o sacarina.

Cuando se haya disuelto el azúcar es cuando debemos añadir 200 mililitros de zumo de fruta natural, el que queramos, lima, naranja, pomelo, granada, etc. Lo mezclaremos todo bien hasta que quede homogéneo, lo dejamos enfriar, lo vertemos en los moldes, sin olvidarnos de ponerles el palito en el medio y los dejaremos en el congelador durante tres o cuatro horas.

En caso de que las frutas elegidas no sean ácidas, podemos prescindir del azúcar o edulcorantes dado que sería suficiente con la propia fructosa que tienen las frutas. Un helado delicioso es el de melón o el de sandía, ideales para el verano. Si queremos que sean más cremosos podemos añadir queso de untar, nata, yogur griego o leche, por ejemplo.

Para las frutas que no podamos meter en un exprimidor por su forma, siempre podemos utilizar la licuadora que realmente lo que nos interesa es el zumo, aunque hay helados en los que la pulpa de la fruta puede darle un toque diferente.

Helados de hielo con chocolate

Para los más golosos, helado de hielo con chocolate

También puedes hacer un helado de hielo con cualquier clase de chocolate, para ello debemos fundirlo en un cazo y cuando esté preparado verterlo en los moldes junto a trocitos de frutos secos, lágrimas de chocolate o caramelo casero, ponerles el palito y al congelador unas 4 o 5 horas.

Lleva tu imaginación al límite para preparar un helado de hielo de cualquier sabor. Y tú, ¿Cuál prefieres?

Cómo hacer helados de hielo en casa
4.2 (84%) 5 votes


Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y recopilar información estadística del uso de nuestra página web. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.

ACEPTAR
Aviso de cookies
pop-up-web-newsletter

Suscríbete a nuestra newsletter

y recibe todas nuestras recetas y consejos saludables

¡Gracias por suscribirte!